ECOS DEL SABINO

Personajes ilustres del estado Falcón

 

Gumersindo Torres

Este gran médico y político nació en Coro, Edo. Falcón, el 13 de enero de 1875, del matrimonio entre Pedro Torres y Carolina Millet.

Sus estudios de educación primaria los realizó en la Escuela Federal de Coro, mientras que el bachillerato lo cursó en el Colegio Federal de Primera Categoría del estado Falcón, donde se graduó en filosofía en 1892.

Posteriormente, viajó a Caracas para estudiar medicina en la Universidad Central de Venezuela. Obtuvo su título de Doctor en Ciencias Médicas el 27 de septiembre de 1897 y, un año más tarde, regresó a la capital falconiana para ejercer su profesión.

Sin embargo, estuvo poco tiempo en esta actividad, pues en 1902 participó en la fallida Revolución Libertadora encabezada por Manuel Antonio Matos. A raíz de esto, estuvo en prisión en la cárcel de Coro y, luego, en la fortaleza de San Carlos.

Apenas recuperó su libertad volvió a meterse de lleno en la medicina, trabajando en el Hospital Central de Coro. Ocupó el cargo de Superintendente de Instrucción Pública del estado Falcón de 1908 a 1909.

Un año después, ejerció la Secretaría del Ministerio de Relaciones Exteriores y la Secretaría de Gobierno del estado Lara.

Durante la dictadura de Juan Vicente Gómez fue Ministro de Fomento, y planteó que el Estado no podía seguir concediendo derechos de explotación petrolera sin planificación. Así, el 27 de junio de 1918 refrendó la Ley de Minas, con lo que quedó establecido que el Estado podría explotar los yacimientos de hidrocarburos por administración directa o según arrendamiento, pero bajo ninguna circunstancia podría ceder todos los derechos sobre las minas a terceros. Igualmente, esta norma legal abarcaba ciertas regulaciones relativas a la conservación de los yacimientos descubiertos.

Luego de un largo trabajo por parte de Torres, el Congreso Nacional promulgó el 19 de junio de 1920, la primera Ley de Hidrocarburos de Venezuela. Ésta establecía un aumento de las rentas superficiales y permitía a los propietarios obtener concesiones, entre otras medidas. Las compañías petroleras no estuvieron de acuerdo con lo suscrito en la ley, y se lo hicieron saber al general Juan Vicente Gómez.

De esta manera se sancionó una nueva ley en 1921, que era menos restrictiva para las empresas extranjeras que la anterior. Después, el 9 de junio de 1922 se sancionó otra Ley de Hidrocarburos, aún más condescendiente. Posteriormente, Gumersindo Torres fue destituido del Ministerio de Fomento.

Así, pasó a ser administrador de la aduana de La Guaira, luego ejerció el cargo de inspector de aduanas en Maracaibo e inspector de consulados en
la Cancillería.

Comentarios

daniela te amo

muy bueno y importante para mi tarea

Muy buena informacion y redaccion, utilizare esta misma para mi exposicion.

Añadir un Comentario: